Ir Arriba
Post with Featured Image

Una araña nostálgica

La división de cómics a cargo de Editorial Televisa ha encontrado un nicho de mercado importante en los últimos años. A pesar de la variación en la relación peso-dólar, el bajo nivel de lectura anual de libros entre la sociedad mexicana y pocos empleos para saciar una necesidad de millones; los títulos semanales se incrementan y cada vez aparecen nuevas ediciones de clásicos. Con una de las poblaciones más grandes a nivel mundial, México se convierte en un mercado atractivo. Algunos títulos se han editado en numerosas ocasiones: American Vampire, Wolverine (Old Man Logan), Batman (The Dark Knight Returns) e Injustice por citar algunos. Los clientes potenciales no son niños, sino jóvenes-adultos que saben de la calidad de las historias y están dispuestos a invertir trescientos pesos o más en las publicaciones de pasta dura.

En esta oleada de títulos, sumado a lo hecho por otros grupos como Kamite, Panini, Bruguera; aparecieron un par de publicaciones especiales por el estreno de la nueva película de Spiderman: Homecoming. Uno de estos pertenece a una serie de trabajos publicados en 2001 con historia de Jeph Loeb, titulado Spiderman: Blue. Antes de comenzar una breve síntesis y valoración del trabajo, el joven Parker tiene algunas cualidades que le dan un sitio especial en la industria del noveno arte. Se trata del primer héroe de la vida normal. No fue pensado como un millonario, extraterrestre, producto de un rito místico o visitante de una dimensión alterna. Simplemente se trataba de un chico oriundo de New York que vivía situaciones complejas en su faceta de estudiante y héroe. "El personaje clave en las historias es Peter Paker, no Spiderman" comentó J.M.Strazinsky, escritor que tuvo a su cargo Amazing Spiderman. A partir de ese punto, el héroe creado en por Stan Lee y Steve Ditko se convirtió en uno de los favoritos de los lectores. Sus chistes al momento de combatir, la precariedad financiera por tratar de ser fotógrafo y héroe, los enredos amorosos y lidiar con la responsabilidad de no detener al asesino de su tío Ben; lograron un click especial en los lectores. Para los que han seguido sus aventuras por más de sesenta años suelen considerar la saga "La última cacería de Kraven" (DeMatteis/Zeck) como la mejor del enmascarado. Aunque el argumento y dibujo es muy bueno, el tema existencialista me parece exagerado. No obstante se ubica entre las lecturas obligadas de cualquier fanático del amigable vecino.

El argumento de Spiderman: Blue comienza con un Peter Paker que, producto de la nostalgia, graba su voz mientras narra el comienzo de su historia afectiva con Gwen Stacy. Las viñetas evocan los años en que personaje comenzaba sus primeros escarceos como defensor de New York. Aunque el arte es retro, no deja de ser efectivo. Con solamente unos meses usando un disfraz para combatir a los villanos, Peter lidia con la madurez de la edad y situación de la época. La hermosa sobrina de una amiga de tía May hace su aparición. Con una personalidad extrovertida, Mary Jane Watson coquetea a un Peter que busca lograr la atención de Stacy. Norman Osborne sufre de amnesia tras una dura pelea con Spiderman, el Green Goblin parece haber muerto tras recibir la explosión de una una de sus granadas. Con estos elementos, comienza una entrañable historia de seis números a cargo de uno de los mejores escritores del medio en los últimos años.

Ahora que el medio de cómic nacional vive un sano auge de títulos y opciones dependiendo el gusto de lector, vale la pena invertir en esta historia que alude a la parte que llevó al personaje de Spiderman a colocarse en el pedestal de los personajes más queridos de Marvel. Editorial Televisa publicó una edición de buena calidad a un precio razonable considerando el incremento en el precio de las ediciones por pagar los derechos de impresión en dólares. Puede conseguirse la versión en inglés por medio de tiendas especializadas o abrir una cuenta en la página oficial de Marvel donde están disponibles cientos de títulos a un precio razonable. Mientras tanto, está versión azul del sobrino de tía May ya figura en mi colección junto a otros momentos clásicos como la muerte de Gwen Stacy o el nacimiento del Superior Spiderman.

Comencé a leer cómics como fomento a la lectura cuando era niño. Mis escritores favoritos son Moore, Miller, Millar y Kirkman. Creo que The Dark Knight Returns es el mejor cómic hasta el momento.

Acerca del Autor

author

Salvador Rodriguez C.


Estudiante de Posgrado en la Escuela de Periodismo Carlos Séptien García. Disfruto desde una función con luchadores amateurs afuera de una iglesia hasta un evento de WWE. Apasionado de la lucha libre desde 1991.

Déjanos tu comentario